El hablar de seguridad digital, es comprender que Internet es un escenario tan real como las situaciones que vivimos en la calle o en el hogar: debemos tener especial cuidado en evitar exponernos a situaciones de riesgo que impliquen comprometer nuestra privacidad, identidad o información valiosa. Es decir, podríamos llegar a perder nuestra información laboral o personal, dañar o extraviar nuestros equipos de cómputo; o bien, exponer el acceso de otras personas a nuestras cuentas de redes sociales e incluso exponer las transacciones bancarias que registramos en el celular y web, entre otras consecuencias.

El uso de herramientas y prácticas para proteger nuestra información valiosa, contraseñas y datos personales que utilizamos a través de computadoras, celulares o tablets, se ha convertido en un recurso indispensable tanto para nuestra oficina como para nuestros equipos personales; pues todos estamos expuestos a un posible robo o daño digital tanto dentro como fuera del trabajo.

Conocer herramientas para evitar riesgos y fraudes al manejar información
Teniendo en cuenta que las organizaciones utilizan bases de datos, contraseñas y diferentes tipos de información clave, es de gran prioridad el protegerse de personas externas que no tienen los mismos objetivos ni principios institucionales, pues se sigue comprobando la importancia de prevenir los riesgos digitales ante los diferentes hechos ocurridos en varios casos de empresas afectadas. Es por esto que, durante los últimos años, se han implementado herramientas para el envío de mensajes con clave, almacenamiento en línea y la comunicación protegida de terceros, a través de diferentes tipos de programas disponibles.

Es importante tener hábitos para la protección de la información, como el uso de contraseñas al encender una computadora, realizar copias de la información o utilizar programas para bloquear el acceso a datos confidenciales. Así también, es muy importante realizar semanal o mensualmente copias de seguridad de la información, ya que actualmente es muy común el secuestro de la información digital (tanto en computadora de escritorio como en celulares o tablets), el cual que consiste en que las personas reciben un mensaje por correo electrónico, que de manera extraña cuenta con un archivo para descargar y al realizar este proceso se instala un programa que pone clave a las carpetas de la computadora o celular y solamente se puede recuperar la información, si se envía una suma de dinero al secuestrador. Por ello, si somos precavidos y contamos con una copia de seguridad de nuestra información, los delincuentes no pueden obtener dinero del secuestro de dicha información robada, pues ya la habremos tenido respaldada y no será necesario recuperarla.
2019-05-27T14:21:12-06:00